Saltar al contenido
Blog CONSEJOS PARA ALQUILAR UN AUTOBÚS

CONSEJOS PARA ALQUILAR UN AUTOBÚS

  • Blog

Aunque gran parte del tirón turístico de las Baleares tiene que ver con sus playas, este archipiélago es un lugar ideal para ponerse al volante. ¡Por algo llevamos tantas décadas con nuestro servicio de rent-a-car en Mallorca a pleno rendimiento! Y del mismo modo que esta opción es ideal para parejas o familias, también lo es para quienes se desplazan en grupos más numerosos y necesitan otro tipo de vehículos. Pensando en ellos, hemos resumido algunos consejos para alquilar un autobús, al mejor precio y asegurándote de obtener siempre el vehículo idóneo para ti y tus acompañantes.

Evidentemente, siempre pueden surgir otras dudas o cuestiones, pero aquí encontrarás algunos de los puntos que deben tenerse bajo control. ¡Presta atención!

Infórmate acerca de las empresas de alquiler de autobús que te interesan

Según un estudio reciente de Google, un 82% de las personas busca información en Internet antes de contratar un producto o servicio. Desde nuestro punto de vista, este es un hábito clave para dar con la compañía que dé una respuesta más ajustada a tus necesidades. Los foros de opinión online, las valoraciones o ratings de otros clientes que te han precedido o la opinión sobre su experiencia y el trato recibido pueden ser un buen indicador de la fiabilidad de la empresa. Aunque no siempre es así, una reputación contrastada puede darnos una pista sobre la idoneidad de elegir una empresa de alquiler de bus entre sus competidoras.

Ten claro el número exacto de pasajeros

De acuerdo: todos tenemos ese familiar o amigo que nunca confirma su asistencia hasta la víspera del vuelo, y nadie está a salvo de imprevistos que lo puedan dejar en tierra en el último momento. Aun así, es necesario conocer de antemano, con la mayor exactitud posible, el número de personas que van a participar en un determinado viaje o desplazamiento. Este dato es fundamental, ya que solo así podrás ajustar al máximo tu presupuesto sin sorpresas. Si bien agencias de alquiler de vehículos como ROIG cuentan con una extensa flota de buses de alquiler, hay que tener en mente que la capacidad de los vehículos suele regirse por un estándar: por ejemplo, 14, 18 o 20 personas en el caso de los minibuses de alquiler, o alrededor de 35 personas cuando se trata de buses de tamaño medio. Solo que haya una persona de más en las excursiones o viajes programados, esto puede obligar a buscar otras combinaciones de última hora, lo que encarecerá el precio.

Aunque en ROIG contamos con autobuses de hasta 80 plazas, para que el número de viajeros jamás sea un inconveniente, siempre es conveniente ceñirse al número real de viajeros para no pagar de más.

No pierdas de vista el tipo servicio que quieres ofrecer

Del mismo modo que no nos vestimos igual para ir a trabajar que para salir a correr o asistir a una boda, con los autobuses sucede lo mismo. De hecho, las atenciones que espera tu grupo de amigos de toda la vida no será el mismo que los clientes de una empresa que está a punto de cerrar un acuerdo importante acuerdo comercial con la tuya. O un grupo de asistentes a la final de un torneo deportivo. Para las ocasiones especiales, es conveniente cerciorarse de que la empresa de alquiler de buses que te interese disponga de autocares de lujo y pueda ofrecer servicios especiales para eventos.

In the same way that we don’t dress the same to go to work than to go jogging or attend a wedding, the same thing happens with buses. In fact, the attention that your group of friends expects from a stag do will not be the same as the clients of a company that is about to close an important commercial agreement with yours. Or a group of attendees at the end of a sports tournament. For special occasions, it is convenient to make sure that the bus rental company that you are interested in has luxury coaches and can offer special services for events.

Ve más allá del precio

Qué duda cabe que el presupuesto es siempre limitado. Sin embargo, este no debería ser el único factor que hay que considerar a la hora de alquilar un autocar. Esto tiene que ver con los servicios que comprende el contrato, y que pueden no cubrir los requerimientos de los pasajeros. Si se comparan precios entre diferentes empresas de transporte, hay que tener en cuenta qué incluye cada una de estas ofertas. Por otro lado, si los servicios son similares, una cantidad excesivamente económica debería de ser motivo de desconfianza o, en todo caso, de un estándar de calidad y servicio cuanto menos cuestionable. Desgraciadamente, este es uno de los consejos para alquilar un bus que más se pasan por alto, si bien es uno de los más importantes.

Olvídate de encontrar una tarifa de alquiler estándar

A diferencia de lo que ocurre con otro tipo de productos y servicios, difícilmente encontrarás dos presupuestos parecidos —y con servicios similares— entre dos empresas de transporte. ¿El motivo? La cantidad de variables que intervienen. Por ejemplo, la capacidad del vehículo, sus prestaciones, el kilometraje, el número de paradas que efectuará —en un sitio o más— sus rutas por carretera, los servicios adicionales de atención al viajero, el número de chóferes que intervendrán en los traslados o en los transfers, la cantidad de horas o días de servicio, si el pago de los posibles peajes o entradas a los monumentos está incluido… Por eso, conseguir que dos propuestas sean muy similares es casi una utopía. ¿Nuestra recomendación? Elegir el que más se ajuste a tus necesidades reales al viajar.

Pide una propuesta detallada

Este consejo para alquilar un autobús va muy ligado al punto precedente. Cuando la empresa de alquiler de buses te remita su propuesta de precio, es preciso que queden muy claros los aspectos mencionados en el párrafo anterior, como las horas de disponibilidad del conductor, la calidad de los autocares que efectuarán los traslados, posibles limitaciones de la distancia recorrida, la cobertura de los seguros —tanto el seguro obligatorio de viajeros como los extras—, dónde y en qué condiciones debe realizarse la recogida y la devolución del bus de alquiler… Solo así podrás saber qué esperar al contratar el servicio.

Elige entre alquilar un autobús con chófer o sin él

A pesar de que alquilar un autobús sin chófer resulta más económico, decantarse por esta opción implica estar seguro/a de que se va a disponer de un profesional que pueda llevar a cabo esta función. Para ello, se necesita que la persona en cuestión esté en posesión del permiso D de conducir, que faculta para ponerse al volante de vehículos de 8 pasajeros o más. Si el chófer propuesto ha obtenido su permiso de conducir en otro país, te aconsejamos informarte acerca de si este documento es válido en territorio español.

De todos modos, para que la conducción no sea un problema, en ROIG ponemos a tu disposición un chófer con experiencia y con todos los permisos en regla para el transporte de pasajeros por carretera de forma segura y con total comodidad. Eso sí: si tu grupo ya dispone de uno, podemos alquilarte un autocar sin conductor sin problemas. Te garantizamos que no te tendrás que preocupar de nada.

Estos son nuestros consejos para alquilar un bus, en Mallorca o en cualquier otro lugar de España. En cualquier caso, si encuentras a faltar otras cuestiones o tienes dudas, no dejes de escribirnos. Como siempre, estaremos encantados de recibir tus comentarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.